LA LIBERTAD SIN IGUALDAD, ¿ES LIBERTAD REAL?

20121014-114029.jpg

El índice Gini que mide el nivel de desigualdad en la sociedad, la diferencia entre las rentas de los más ricos y los más pobres de España, según datos de Eurostat, ha aumentado en más de dos puntos en los últimos cuatro años, de 31.3 a 34, y casi 4 desde 2004, el país europeo donde más ha crecido, más que Grecia o Portugal, sólo Irlanda se acerca a estas cifras.

Sabemos, según la experiencia de países con índice de desigualdad importante como USA y Reino Unido, que esta polarización de las rentas conducen a importantes problemas tanto sociales como sicológicos, desde la obesidad a la delincuencia pasando por la mortalidad infantil, las adicciones al juego y a las drogas, enfermedades metales y esperanza de vida. Más que la pobreza, la desigualdad es la causa de estas patologías según Wilkinson

El papel de un estado que se precie debe ser el de redistribuir las rentas para favorecer la igualdad de oportunidades para todos sus ciudadanos. La base para que esto sea posible es una política fiscal progresiva para que aquellos que ganan más, contribuyan más al sostenimiento de las políticas de redistribución, que fundamentalmente son los gastos sociales y entre ellos, los que más contribuyen a la igualdad de oportunidades son los de educación y sanidad.

No es baladí, pues que, junto con la disminución desde hace años de las rentas de trabajo sobre las de capital, los recortes actuales, achacados a la crisis, se hayan centrado especialmente en los gastos sociales y de forma muy importante en sanidad y educación.

La política de reducción de la carga impositiva de los diferentes gobiernos, incluso afirmando que es progresista reducirlos, ha llevado a una deficiente capitalización de los gastos sociales en España, y ahora, con la excusa de la crisis, se los descapitaliza aún más.

Lo cierto es que la idea de que no es el Estado el que debe hacer ese “esfuerzo” viene de lejos. El neoliberalismo afirma que cada ciudadano debe ser libre para hacerse cargo de su vida, incluyendo su salud y su educación y la de sus hijos, que el Estado no le puede imponer una educación, ni un seguro de salud que probablemente no necesita porque tiene buena salud, que la igualdad se obtiene de la capacidad individual y del esfuerzo de cada uno.

Sin embargo, el país en el que más se practica esa idea, los EEUU de América, la desigualdad es enorme, la mayor de los países avanzados, y las cifras de mortalidad infantil, esperanza de vida, criminalidad, enfermedades mentales…. están lejos de la mayoría de los países de sus características económicas, y además, su gasto en salud respecto al PIB es de los más elevados, y a pesar de ello, cada año muchas familias entran en bancarrota por problemas de salud que no pueden afrontar económicamente.

La idea que domina ahora, en España y Europa, es que hay que privatizar tanto la salud como la educación, directamente o a través de las llamadas Alianzas Público Privadas, dando por supuesto que la gestión privada es más eficiente, y que, allá donde se han ido poniendo en práctica como Escocia hace unos años y en Valencia, Murcia y Madrid, están demostrando todo lo contrario.

Para hacerlo más fácilmente asumible por la población, se dedican a deteriorar la escuela y la sanidad públicas a base de recortes, mientras se facilita las cosas a la escuela privada mediante desgravaciones y regalo de suelo público. Nos proponen, más bien nos imponen, un estado de bienestar tipo Estados Unidos con salarios y leyes laborales tipo China. En esa situación, la libertad real no existe.

Yo creo que la libertad se debe sustentar en la igualdad, que no hay libertad sin igualdad, ni solidaridad. No es libertad aquella que para disfrutarla tengas que pagarla. Por eso creo que sólo debiera haber educación y sanidad pública, y universal por supuesto, porque no creo que haya auténtica libertad si no la podemos disfrutar todos.

Anuncios

Un pensamiento en “LA LIBERTAD SIN IGUALDAD, ¿ES LIBERTAD REAL?

  1. Como me gustaría que este tipo de mensajes fueran leido por todas aquellas personas votantes fijos” del PP…y del PSOE por supuesto, que también han gobernado este país, precisamente en los años en los que se comenta ha aumentado la brecha entre ricos y pobres….Desafortunadamente, aún no me he “ganado el Derecho” de votar….espero llegar para las próximas….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s